Cerebros. Vale. Pero un heladito ahora con el calor también apetece...